sábado, 20 octubre, 2018
Home / COLUMNAS / Bertruy, un arribista

Bertruy, un arribista

Por Jorge Cantón Zetina
Director General
Twitter @jorgecantonz

Luego de su desastroso desempeño como alcalde de Villahermosa, cargo que obtuvo por obra y gracia de Andrés Manuel López Obrador, el cuestionado Humberto de los Santos Bertruy busca que la historia se repita y se declara pejista de hueso colorado. A billetazos compró la precandidatura del Partido del Trabajo al gobierno de Tabasco.

¿Habrá tabasqueño, en su sano juicio, que se atreva a votar por el oportunista exmunícipe? Además de Gaspar Córdova, ¿alguien más votaría por él? Según relatan politólogos, en 2012 Bertruy se encontraba a pierna suelta en su hamaca cuando le comunicaron que había ganado la presidencia municipal de Centro por el PRD. Fue el efecto AMLO.

Hoy, y luego de esperar más de un año a que el gobernador Arturo Núñez Jiménez lo llamara a su Gabinete, Bertruy decidió comprar una candidatura en el PT para presionar a Morena y lo tomen en cuenta para una diputación local. Es absurda y descabellada su pretensión de “competir” con Adán Augusto López Hernández para elegir al abanderado de Morena a la gubernatura.  La ambición de Bertruy no tiene límites.

Es lamentable que ande mendingando una cita con López Obrador, cuando éste ha señalado que con Bertruy ni a la esquina. Pero el peor alcalde de Centro durante dos años consecutivos, sigue soñando con la Quinta Grijalva, cuando no tiene tamaños ni para ser delegado municipal. Allá él…