viernes, 19 octubre, 2018
Home / GOBIERNO / Derrumba inseguridad a Gustavo Rosario Torres
Queda como encargado de despacho en la Segob, William Castillo; no pudo con el encargo encomendado, acusan.

Derrumba inseguridad a Gustavo Rosario Torres

Centro, Tabasco

A cinco meses del relevo de la administración estatal y justo cuando el estado alcanza altos niveles de inseguridad, el secretario de Gobierno, Gustavo Rosario Torres, presentó al gobernador Arturo Núñez Jiménez su renuncia de carácter irrevocable, en su lugar y como encargado de despacho quedó el sub secretario de Gobierno, William Castillo.

Gustavo Rosario, quien llegó a la dependencia estatal el 2 de julio de 2016, en sustitución de César Raúl Ojeda Zubieta, quien también presentó su renuncia debido a la falta de recursos para operar la Secretaría, “deja el cargo en el peor momento de la seguridad que está viviendo el estado, pues este fin de semana se dieron cosas que nunca nos imaginamos, no cumplió con el encargo que el Gobernador le encomendó y le deja la Secretaría de Gobierno”, dijo Jorge Lazo Zentella, presidente de la Comisión de Seguridad Pública del Congreso del Estado.

Asimismo, reprochó que Gustavo Rosario salga del Gabinete en este momento, “Ya se acerca el final y ya comenzaron a brincar del barco, su actuar al frente de la Secretaría de Gobierno dejó mucho que desear, creo que el Gobernador lo nombró para que lo ayudara, para que tomara el timón y cambiara el rumbo, pero considero que no lo consiguió”.

CRECIÓ LA VIOLENCIA 
Por su parte, Julia Arrivillaga, representante del Observatorio Ciudadano de Tabasco (OCT), expresó que Gustavo Rosario Torres se va de la Secretaría con muchos pendientes.

“En seguridad, el 2017 se presenta como uno de los años con mayor crecimiento de la violencia, pues se dan los mayores registros en el número de carpetas de investigación en homicidio doloso, culposo, extorsión, robo de vehículos y negocio desde 1997”, expresó.

Asimismo, dijo que aunque se hizo la solicitud del empréstito no hubieron resultados positivos en materia de seguridad.

“Hubo recursos pero tal vez no utilizados en estrategias correctas, no hubo un diagnóstico basado en evidencia para establecer las estrategias (…) Posiblemente por eso no hayan dado resultados positivos”, aseveró.

En tanto Efraín Rodríguez, representante jurídico del Comité de Derechos Humanos de Tabasco (Codehutab), dijo que “la renuncia llego demasiado tarde. Es un personaje (Gustavo Rosario) que no tuvo tacto político para resolver los grandes problemas del Estado. Se caracterizó por prepotente y autoritario.

Coincidió en señalar que el pendiente más importante que deja es el combate a la inseguridad y acusó que durante su paso por la Secretaría de Gobierno, “Los grandes problemas del estado se agigantaron como la inseguridad, y no supo imponer su liderazgo en la solución de problemas de educación, salud; no pudo reordenar la vida política de los municipios luego de las licencias temporales y definitivas de los presidentes que se fueron a buscar la reelección.

FALTÓ OFICIO 
De su lado, Sergio Antonio Reyes, Presidente del Colegio de Abogados de Tabasco, consideró que una de las asignatura pendientes es la falta de oficio para “controlar las broncas en los cabildos, ya entraron los cárteles y los grupos están sueltos”, expresó.

En tanto que Ricardo Castellano, presidente de la Coparmex dijo que “valdrá la pena revisar a detalle las verdaderas causas de la renuncia del ex secretario de Gobierno, y más aún en momento tan coyuntural para el Estado”.

ABANDONA A MEDIAS SUS CARGOS PÚBLICOS

Gustavo Rosario Torres se ha caracterizado por ser efímero en sus cargos públicos, tanto como político como funcionario del gobierno de Tabasco.

Es decir, en el cargo que le designen renuncia bajo diversos argumentos.

Al dejar este martes 31 de julio la Secretaría de Gobierno, cargo al que llegó en el 2016, se concreta su renuncia número cinco a diversos puestos.

En 1980 fue delegado de la Conasupo en Tabasco, de donde renunció en el año de 1982. Con Carlos Salinas encabezó la Coordinación de Giras Presidenciales, a la cual renunció para ser secretario de Desarrollo Económico en Tabasco. En 1997 renunció al PRI.

En enero de 2007 fue nombrado procurador de Justicia de Tabasco, cargo que abandonó el 23 de julio del 2008.

ALGUNOS PENDIENTES
El secretario de Gobierno presentó el Programa Integral de Seguridad Pública 2016-2018.

SU OBJETIVO:
• Garantizar el regreso a la paz y seguridad de los tabasqueños.

LO CONTRARIO:
• En ese periodo aumentó el miedo de la población por la creciente ola de violencia perpetrada por la delincuencia organizada.

ACCIONES A REALIZAR
• Permanente evaluación en función de los riesgos y las amenazas que representa la delincuencia.

1
• Profesionalización de elementos policiacos.
• Enfrentó la resistencia policiaca ante los bajos salarios.
• Fallaron capacitaciones sobre juicios orales.

2.
• Adquisición de equipos.
• Entregó 28 motopatrullas y 70 patrullas, insuficientes para combatir a la delincuencia.

3.
• Modernización de la infraestructura de seguridad • Agentes denunciaron que no podían competir con el armamento de sicarios.

4.
• Reforzamiento de la operación de las Fuerzas de Reacción Inmediata Mixtas (FRIM).
• Se entregaron mil 328 insumos como radios Matrax, PC, laptops y cascos.

5.
• Modernización de Ceresos.
• Continúan hacinados más de 4 mil presos en las 15 cárceles, que tienen espacios para 3 mil 200.

6.
• Modernización del Centro de Comunicación, Control y Comando (C-4).
• Incluía la instalación de 600 video-cámaras de vigilancia, pero no se cumplió.

7.
• Evaluación y depuración de los cuerpos policíacos.
• No son aptos para ejercer su función el 14% de policías, el 40% de custodios y el 18% de judiciales.

8.
• Ampliación del programa Cuadrantes en Centro, Cárdenas y Teapa.
• La ciudadanía denunció que la policía dejó de hacer rondines por miedo a la delincuencia.

9.
• Estrategia de recuperación de espacios públicos.
• La población dejó de asistir a parques por el miedo a los constantes asaltos.

10.
• Programa Viaje seguro, con vigilancia policiaca en transporte público, centrales camioneras, parques y paradas • Aumentó en tres años la cifra de atracos en el transporte.