lunes, 23 abril, 2018
Home / NACIONAL / En aprietos, penales de Chiapas
De acuerdo a la CNDH, seis centros penitenciarios registran más de 40% de sobrepoblación y están en riesgo crítico.

En aprietos, penales de Chiapas

 

 

Redacción

CHIAPAS

En un informe especial publicado por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) de los Centros de Reclusión de baja capacidad instalada en la República Mexicana, dio a conocer que seis penales en Chiapas tienen una sobrepoblación mayor al 40 por ciento, ubicándolos en una alerta de “riesgo crítico”.

 

En los 358 centros penitenciarios del país, en diciembre de 2017 se tuvo registro de 204 mil 617 personas, y de esta población 13 mil 177 están albergadas en 109

centros con capacidad menor a 250 espacios que dependen de las autoridades estatales, y no cuentan en su mayoría con la infraestructura para desarrollar un buen régimen penitenciario, presentando 48 de ellas, problemas de sobrepoblación. En el caso de Chiapas, los seis marcan riesgo crítico.

En dicho informe, se han considerado directrices expuestas tanto en la

Declaracion Universal de los Derechos Humanos, la Convencion

Americana sobre los Derechos Humanos, el Pacto Internacional de

Derechos Civiles y Políticos así como en el Pacto Internacional de

Derechos Económicos, Sociales y Culturales, entre otros, que clasifican el riesgo en moderado, alto y crítico, dependiendo el porcentaje de sobrecupo.

 

Al ser establecimientos con capacidad menor a 250 personas, no cuentan con la infraestructura que permita una estancia digna y el desarrollo adecuado del régimen penitenciario de acuerdo a las normas y estándares nacionales e internacionales.

La “lista roja”

Los estados cuyos centros de este tipo encabezan la lista en sobrepoblación, son Guerrero, con nueve penales, tres de ellos en nivel moderado, uno en alto y cinco en crítico; le sigue el Estado de México, con ocho centros, uno clasificado como alto y los ocho restantes en crítico; en tercer lugar se posiciona Hidalgo con siete penales de baja población, uno en estatus moderado, dos en alto y cuatro en riesgo crítico.

 

Los seis penales de Chiapas aparecen en color rojo, ya que representa una sobrepoblación mayor al 40 por ciento. Tabasco también aparece en la lista de alerta, con el centro penitenciario de Macuspana, cuya capacidad es para 145 personas y alberga a 175, lo que representa un 21 por ciento más de su capacidad.

 

Recomendaciones de la CNDH

 

En el mismo informe, el organismo nacional recomienda seguir los siguientes criterios básicos para la vida en prisión:

  • Un recluso, una cama.
  • Dormitorios que permitan el ingreso de luz natural, aire fresco y ventilación.
  • Regímenes carcelarios que permitan un mínimo de 8 horas fuera de la celda.
  • Posibilidades de hacer ejercicio físico, incluso para quienes estén en medidas disciplinarias.
  • Derecho y posibilidades de participar en actividades recreativas que promuevan el bienestar físico y mental.
  • Espacios físicos donde exista la higiene.
  • Acceso a atención sanitaria.
  • Espacios físicos que garanticen los vínculos familiares.
  • Dieta alimenticia balanceada.
  • Comedores y cocinas higiénicas.
  • Especial atención a mujeres en reclusión, así como a las hijas e hijos que conviven con ellas.
  • Atención y clasificación para personas en condiciones de vulnerabilidad.
  • Respeto a las características socioculturales de las personas privadas de la libertad