jueves, 16 agosto, 2018
Home / OPINION / La infantilización de la sociedad

La infantilización de la sociedad

 

Rosilú Estrada

 

 

Este término lo usamos para definir cómo los niños de hoy, están siendo educados o no educados por adultos.

 

Un hecho importante es que en este siglo la niñez y la adultez han desaparecido y se han fusionado en una adolescencia forzada, donde el niño está obligado a ser adolescente antes de su edad cronológica y natural, mientras que el adulto es un eterno adolescente con temor a envejecer.

 

 

Neil Postman menciona que esto se debe a la invasión masiva de la tecnología, los medios de comunicación y la globalización. Antes la niñez era una etapa donde se educaba y cuidaba al niño, era criado por un adulto. En cambio el niño de hoy está expuesto a ser educado por un iPad, por Google, redes sociales y en muchas ocasiones por padres adolescentes. El niño ahora está mucho más expuesto a lo que antes sólo veían o tenían acceso los adultos.

 

La adolescencia ahora es mucho más precoz, no sólo en la parte física, sino también en la emocional, obligando al niño a perder la inocencia típica y sana de la infancia.

 

El niño de hoy accede con un solo click a información e imágenes de contenido sexual, las cuales su pensamiento inmaduro aún no sabe procesar. De esta forma lo vulgar, grosero, obsceno o excesivamente sexual se vuelve normal y hasta plausible.

 

 

 

TRISTE REALIDAD. ¿Cuál es el resultado?

 

 

Niños con problemas emocionales con trastornos de conducta y psicológicos.

 

Niños con patologías que solamente eran manifestadas en adultos, tales como: ansiedad, depresión, conductas agresivas, hiperactividad y neurosis.

 

Niños que  serán incapaces de ser autoridad sana, de ser ejemplo a seguir, de ser modelo de madurez para sus hijos.

 

El adulto de hoy es el eterno adolescente que quiere ser el mejor amigo del hijo,  vestirse como él o ella. El denominado “Chavo ruco” o la “Cougar”, ya que la publicidad les ha vendido la idea de: “si dejas de ser joven estás fuera”.

 

 

 

Ahora está totalmente fuera de lugar visitar una biblioteca, leer un buen libro, prepararse, ser un adulto creativo, productivo. El adulto de hoy no tiene las herramientas necesarias para educar a un hijo si todas sus ideas y comportamientos son totalmente adolescentes.

 

Estamos ante una crisis, en la cual todo aquello que no es joven, todo aquello que no es cool y no es fresco está pasado de moda.

 

Lo de hoy es todo lo que produzca satisfacción inmediata y lo vemos en la comida, sexo, cambio constante de parejas, bisexualidad, pansexsualismo, vicios, ludopatía y un sin fin de adicciones.

 

 

Las familias  están compuestas por padres y madres infantiles, adolescentes donde no existen rasgos de madurez, no hay quien ponga límites, reglas quien les dé valores, quien les hable acerca de una vida espiritual, quien los guíe, quien les dé las herramientas necesarias para enfrentar un fracaso, para tolerar la frustración, para ser un adulto maduro, sano y equilibrado.

 

 

Padre y madre de hoy, abre los ojos, sumérgete en tu interior y descubre cómo estás emocionalmente, si te das cuenta que eres un adulto inmaduro, inestable, no lo dudes, busca ayuda espiritual y psicológica. Recuerda que eres formador de vidas; sí, de las vidas de tus hijos y no puedes ser un adolescente o su mejor amigo. Prepárate, madura, crece y entonces educa a tus hijos, dales ejemplos, actúa como el adulto que eres y el padre que ellos necesitan ¡haz tu chamba ya!

 

 

Espero que este tema te haya gustado. Si necesitas ayuda psicológica recuerda que no estás solo y contáctame.

 

WhatsApp chat Envíanos tu #DenunciaGrilla