domingo, 25 febrero, 2018
Home / COLUMNAS / LLORIQUEO DE ALCALDES POR LAUDOS

LLORIQUEO DE ALCALDES POR LAUDOS

Por Jorge Cantón Zetina
Director General
Twitter @jorgecantonz

¿Qué harán los alcaldes para pagar la deuda en demandas laborales que vienen arrastrando los municipios desde hace más de una década? ¿Existen responsables de esta vieja práctica que hoy tiene al munícipe de Paraíso, Bernardo Barrada Ruiz, al borde de la cárcel? ¿Irán cayendo uno por uno por morosos y negligentes?

La eterna complicidad Congreso-OSFE-Ayuntamientos es la causante de que los expresidentes municipales hayan burlado la ley y esquivado legalmente la responsabilidad de cumplir con los laudos. La Legislatura pasada, a cargo de Neyda Beatriz García Martínez, tuvo conocimiento de la gravedad del problema pero como muchos otros archivó. Más tarde se daría a conocer que los hijos de la hoy secretaria de Desarrollo Social fueron beneficiados con obras en algunos ayuntamientos.

El Congreso actual, con José Antonio de la Vega a la cabeza, lo mismo. La misma historia, proteger para tener. El presidente de la Jucopo rehusó enfrentarse a los alcaldes, alimentando un sueño frustrado de dirigir los destinos de Tabasco. Así, Pepetoño solapó los derroches de los presidentes municipales, y hasta créditos les aprobó. Las denuncias rebotaban en OSFE y el Congreso. Una farsa.

Hoy, la Suprema Corte de Justicia tiene en la mira a seis alcaldes, además de Barrada. Sólo queda el lloriqueo, pues no hay dinero.