sábado, 5 diciembre, 2020
Home / TABASCO / Claman empresarios; Más de 500 comercios cerrados
La crisis por la cual atraviesa Tabasco se acrecienta con la inseguridad; piden a las autoridades no olvidarlos durante año electoral.

Claman empresarios; Más de 500 comercios cerrados

Flor García Morales

@FlorGarciaMora1

Comercios cerrados, restaurantes que bajaron sus cortinas, hoteles sin huéspedes y como consecuencia más de 80 mil personas desempleadas en el estado; lo peor podría estar por venir.

El 2018 no pinta nada bien para la economía de Tabasco, ya que según empresarios, a la debacle petrolera e inseguridad se sumará la falta de inversión como consecuencia del proceso electoral que se realiza este año, por ello exigen a los tres niveles de gobierno el apoyo para implementar medidas urgentes que reactiven el comercio.

A partir de 2015 la economía tabasqueña ha decaído; hasta lo que va de este año se tiene el registro del cierre de más de 500 comercios, 200 restaurantes tanto pequeños como de franquicias, hoteles con una ocupación máxima de 48 por ciento -siendo la media nacional de 60%-, lo cual ha llevado a la Iniciativa Privada (IP) a tomar medidas como el recorte de personal, cancelación de algunos servicios y proyectos.

Fallan estrategias de hoteleros

Aún con las medidas tomadas por empresarios de los distintos sectores, como en el caso de la hotelería, donde apostaron a la disminución de tarifas; primero de mil 500 pesos a mil 100 pesos en 2017, mientras que este año arrancan con tarifas de 700 pesos en promedio, pero a pesar de ello el 50 por ciento de éstos, están casi vacíos.

Al respecto, la presidenta de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles (AMHyM), Beatriz Millán Pérez, lamentó que a pesar de los esfuerzos de empresarios por mantenerse vigentes y la esperanza de un nuevo repunte, no se logró una recuperación, sino que por el contrario, las cifras siguen en números rojos.

“No logramos el objetivo deseado que era poder estar en la media nacional, hubieron meses muy bajos y acontecimientos como el sismo en septiembre que nos afectó el pronóstico que teníamos para el segundo semestre del año ya que la entidad iba a ser sede de eventos nacionales importantes que sí se realizaron pero no tuvieron la afluencia que se esperaba por el temor de mucha gente por los sismos”, comentó la líder de los hoteleros.

 

Prefieren comer en casa

Sin dinero circulando no hay comensales; el cierre es la única alternativa. Es la historia de al menos 200 restaurantes en los últimos dos años, según estimaciones la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentos (Canirac). En 2017 desaparecieron de 6 a 7 negocios de este giro al mes y hace apenas unas semanas dos sucursales de Sanbors se unieron a las cifras.

La presidenta de la Canirac en Tabasco, Violeta del Carmen Isidro Pérez, aseguró que el cierre de Sanbors es un golpe más al sector, “sobre todo al saber que si esto pasa a franquicias eso muestra cómo está la economía en el estado, si ellos no pueden mantenerse abiertos qué nos espera a los más pequeños”, sostuvo.

“Nosotros seguimos trabajando, tomando algunas medidas para mantener abiertos los establecimientos, pero exigimos al gobierno nos sigan apoyando, que bajen inversiones o seguirá cayendo nuestra economía”, advirtió.

Proceso electoral agudiza crisis

En Tabasco los números son negativos, con una inflación aproximadamente de 6% acentuándose en el sector de hidrocarburos. En opinión del presidente del Consejo Coordinador Empresarial de Tabasco (CCET), Gabriel Oropeza Varela, es urgente tomar medidas para crear un plan emergente de reactivación económica, en la cual deben participar los tres niveles de gobierno.

“Existe el temor de que el proceso electoral lleve al cierre de más empresas, ya que no habrá derrama económica ni atracción de inversión; y si le sumamos la inseguridad y corrupción, es garantía de que no vamos a salir de esta crisis”, observó el líder empresarial.

Oropeza Varela hizo un llamado a los diferentes actores políticos del estado para trabajar en este plan emergente de reactivación económica, desarrollar un programa de estímulos fiscales para los tabasqueños, así como también hacer un cerco de protección donde el gobierno del estado de Tabasco y los ayuntamientos le compren a los empresarios tabasqueños el 100 por ciento de su proveeduría.

La habitación más cara

La habitación más cara es la que no se usa, pues generan pérdidas en todo el estado de más de 300 millones de pesos diarios. “Han sido dos años de mucha austeridad, de cuidar cada detalle, ya que los inmuebles requieren de muchísimo mantenimiento, tenemos gastos mensuales fijos muy altos y con la ocupación que hemos tenido mucha de la hotelería se ha visto afectada”, aseveró Beatriz Millán Pérez, presidenta de la AMHyM.

Un Paraíso deshabitado

Aunque la crisis ha impactado en todo el estado, en Paraíso ésta se percibe de forma inmediata, ya que la ocupación se desplomó entre 90 y 95 por ciento en los 50 hoteles y lugares de hospedaje y sus más de mil 500 habitaciones. Empresarios hoteleros piden desmitificar el concepto de Tabasco como un estado petrolero, donde el hospedaje era muy caro; cuando la demanda sobrepasaba a la oferta.

Impacto en Cárdenas

En este municipio, la inseguridad e incremento del ambulantaje propició el cierre de 70 establecimientos en 2017, y un descenso en ventas del 30% las primeras semanas de 2018; por lo anterior, Luis Alberto Rodríguez Luna, presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) en Cárdenas, dijo que se espera el cierre de 30 comercios formales más, siendo la venta de ropa, calzado, regalos y artículos de belleza son las más vulnerables.