viernes, 4 diciembre, 2020
Home / TABASCO / Desfogan Presa; ¡No Hay Bombas!

Desfogan Presa; ¡No Hay Bombas!

TABASCO.- Los embates de los frentes fríos 4, 5 y 9, así como el incremento a 950 metros cúbicos por segundo en la turbinación de la presa Pe­ñitas, han puesto en evidencia la incompetencia de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para atender la emergencia que vive la ciudad de Villahermosa y el estado de Tabasco.

El organismo que dirige Felipe Irineo Pérez enfrenta la emergencia con un presupuesto recortado, poco personal y ¡sin bombas! para desaguar a las co­lonias que suman cinco días en­tre el agua.

En entrevista con Grupo Cantón, el delegado en Tabas­co de la Conagua, Irineo Pérez, reconoció que los equipos de bombeo de la dependencia fe­deral “están de mírame y no me toques, porque en un momento están bien y de repente con una piedra o un palo, fallan; se tienen que volver a reparar y conforme van fallando se van arreglando con el apoyo del gobierno del es­tado”, expresó.

Trabajadores suministran combustible a una bomba instalada en Ixtacomitán.

El funcionario dijo que este organismo cuenta con 20 bom­bas succionadoras cuyas capa­cidades van de los 60 a los mil metros cúbicos por segundo.

No obstante, para el director de Protección Civil del estado, Jorge Mier y Terán, hacen falta ocho bombas más para atender la emergencia en los sectores de Miguel Hidalgo, Ixtacomitán, Indeco, Casa Blanca, otras zonas rurales de Centro y Macuspana.

POCA CAPACIDAD

Esto no es todo, la Conagua también enfrenta la falta de personal; mientras que las ofi­cinas centrales enviaron sólo a diez personas como refuerzo, Irineo Pérez, en descargo dijo que es “personal especializado para ayudar en la atención de la emergencia”.

Al respecto, especialistas consultados por Grupo Cantón, como Antonio Dávila Capiteru­cho, ex gerente de Protección de Infraestructura y Atención de Emergencias de la Conagua, consideró que esta dependen­cia cuenta con protocolos que se activan desde dos días antes que pueda darse un desastre.

Armatoste que quedó descompuesto en una ranchería.

Y agregó: “La Conagua es la responsable de apoyar al área de Protección Civil para el desalojo del agua. Una vez que el tirante llega a 40 centímetros, es decir 20 centímetros arriba de una guarnición de una banqueta, tie­ne que entrar al quite la Comi­sión Nacional del Agua”.