viernes, 4 diciembre, 2020
Home / NACIONAL / En disputa, botín del mercado

En disputa, botín del mercado

En lo económico, la derrama se estima en 60 millones de pesos al mes; en lo político, están los votos de los mil 200 locatarios y los 300 ambulantes, de los cargadores, acomodadores, empresarios y trabajadores de los negocios cercanos, y sus familias.

POR JUAN DIEGO MORALES / MARIEL ARROYO

55-anos-de-vida-del-pino-suarezLa tupida maraña de intereses y negocios que conforman el Mercado Pino Suárez está en disputa; es tan fuerte el jaloneo que a veces parece a punto de hacer cortocircuito. No es poco lo que está en juego. En lo económico, la derrama se estima en 60 millones de pesos al mes; en lo político, están los votos de los mil 200 locatarios y los 300 ambulantes, de los cargadores, acomodadores, empresarios y trabajadores de los negocios cercanos. Y sus familias.

Tan sólo por los baños la administración del mercado tiene una entrada aproximada al millón de pesos al mes, de acuerdo con José Isabel Sarracino Guzmán, administrador del mercado. A decir de los locatarios, a los vendedores de a pie se les cobra derecho de piso: los vendedores de frutas y verduras y que vienen principalmente de Puebla, Chiapas y Oaxaca, a los relojeros, a los que venden artículos para las fiestas patrias… Son aproximadamente 300 personas que generan un ingreso estimado de 900 mil pesos mensuales. Locatarios opositores al líder Óscar Sosa León lo acusan de regentear estas ganancias para su beneficio.

Pero esta no es la única red de economía informal, paralela a la ordinaria compra-venta en los locales del mercado. Se ha denunciado incluso que entre ellos hay agiotistas, por no hablar de los acomodadores de carros, y de los tejemanejes tras bambalinas para obtener las concesiones de los locales.

con-pancartas-marcaron-a-palacio-de-gobierno-cienn-locatariosEn ese sentido, se estima que sólo la tercera parte de los locatarios están regularizados; el resto, tiene inconsistencias entre la concesión recibida y el local que opera. Muchos de ellos han unidos sus locales, cuentan con más de uno o han cambiado el giro de su local sin autorización. Hay personas que explotan hasta 20 locales, asegura el abogado Sergio Antonio Reyes. Y al momento de pasarse al nuevo mercado, hay que cumplir con el reglamento que estipula que sólo puede ser un locatario por local.

Esto es a lo que le temen muchos locatarios: perder el control sobre lo que constituye su fuente de ingresos. Por eso han exigido que se les garantice que se les entregara el mismo número de locales, que se respetarán sus dimensiones y su antigüedad. En garantía, el gobierno del estado ha ofrecido minutas y actas del cabildo del Ayuntamiento de Centro.

A la resistencia de los locatarios de cambia de lugar y defender su patrimonio “hasta con la vida”, el gobernador del estado Arturo Núñez Jiménez respondió que “el mercado no es de los locatarios, sino de los ciudadanos del municipio de Centro” y que tiene que construirse uno nuevo. Tampoco se está en la disposición de ceder en que la construcción sea en otro lugar, puesto que los recursos y el proyecto ya están definidos para que la nueva construcción se erija ahí donde ha estado el mercado desde hace más de medio siglo.

Mientras los locatarios se han enfrascado en exigir garantías de que podrán seguir operando exactamente como hasta ahora, aunque ellos violen el reglamento, y piden garantías de que ya están depositados los 150 millones de pesos que aportará el gobierno federal, el ayuntamiento ha sido enfático en que no se dejará perder esa inversión millonaria y que se harán las reuniones que sean necesarias.

“No vamos a dejar caer esa inversión, Villahermosa lo merece: merecemos un mercado a la altura de los mejores del país, merecemos un mercado digno, a la altura de los habitantes de este municipio”, declaró el alcalde Gerardo Gaudiano.

 

Arribistas del conflicto

A más de uno se le ha ocurrido buscar la manera de sacar ventaja política de la oposición entre los intereses del gobierno del estado por sacar adelante uno de sus más ambiciosos proyectos, y los locatarios, temerosos de perder el control de los ingresos con los que hasta ahora cuentan.

Entre ellos se cuenta Manuel Andrade Díaz, que reconoció que se ha reunido con los representantes de 16 de las 19 uniones de locatarios en el PRI, en cuatro ocasiones. “No es para ninguna conspiración”, dijo, pero los ha asesorado para que exijan que se les respeten los locales que tienen. Aunque eso vaya en contra del reglamento del mercado.

También está Ana Lilia Ceballos Trujeque, diputada federal por el PRD de 1997 a 2000, que apoyó a los locatarios en su marcha del pasado 13 de septiembre. Eran apenas unas 40 personas, pero ella los apoyó en su reclamo de que les sean escriturados los locales y que los paguen a plazos.

 

Mercado, jugoso negocio

Los intereses económicos y políticos representan un buen botín para ambos bandos en la disputa por la reconstrucción del nuevo Pino Suárez.

– 60 millones de pesos es la derrama económica del mercado, entre la formal y la informal

– Un millón de pesos al mes percibe la administración de ingresos sólo por los baños

– 900 mil pesos mensuales se cobra a la mano a los ambulantes por derecho de piso

– Un local debe haber por propietario, según el reglamento

– Hasta 20 locales son explotados por una misma persona

– En la economía paralela del mercado hay hasta agiotistas

– No nos iremos sin garantías, exigen locatarios

– El mercado va porque es de los ciudadanos, responde el gobierno

– Manuel Andrade y Ana Lilia Ceballos Trujeque, buscan pescar en río revuelto

 

 

Sólo la tercera parte de los locatarios están regularizados; el resto, tiene inconsistencias entre la concesión recibida y el local que opera. Muchos de ellos han unidos sus locales, cuentan con más de uno o han cambiado el giro.

A más de uno se le ha ocurrido intentar sacar ventaja política de la oposición entre los intereses del gobierno estatal por sacar adelante este ambicioso proyecto, y los locatarios, temerosos de perder el control de sus ingresos.

 

“Nosotros estamos en la disposición de un mercado nuevo, siempre y cuando haya las garantías que nos dé la seguridad del patrimonio de nuestras familias y de nuestros hijos” Locatarios, Mercado Pino Suárez.

“El mercado no es de los locatarios, sino de los ciudadanos del municipio de Centro, y por lo tanto tiene qué construirse el nuevo” Arturo Núñez Jiménez, Gobernador de Tabasco.

“No vamos a dejar caer esa inversión, Villahermosa lo merece: merecemos un mercado a la altura de los mejores del país, merecemos un mercado digno, a la altura de los habitantes de este municipio.
Gerardo Gaudiano Rovirosa, Alcalde de Centro.

“Reunión con locatarios no es para ninguna conspiración” Manuel Andrade Díaz, Diputado Local del PRI

“Apoyo a los locatarios porque soy cliente frecuente del mercado” Ana Lilia Ceballos, Ex diputada federal del PRD