martes, 27 octubre, 2020
Home / LA PORTADA / Meten freno a ADO
Socios de Transbus rechazan propuesta de la SCT para que entre en operaciones la empresa de Autobuses de Oriente; exigen trabajar con unidades propias tras fracaso de concesión.

Meten freno a ADO

 

Por Yair Dessalines

@ YairDessalines

 

Como “negocio turbio y ventajoso” califican transportistas locales al nuevo proyecto de la Secretaría de Comunicaciones y Transporte (SCT), que pretende entregar la mayoría de las acciones y el control al grupo Autobuses De Oriente (ADO).

Inconformes, los socios aseguran que la SCT le está poniendo en “charola de plata” el negocio a ADO con concesiones, acciones y fideicomisos; Roberto Estrada Sánchez, abogado y transportista teme que sean desplazados y pierdan su patrimonio: “Ya no queremos empresa, queremos trabajar nuestro propio negocio; desconocemos la propuesta de la SCT, pero sabemos por experiencia que otro proyecto va ser dinero tirado a la basura”, sentenció.

Sin que hasta el momento conozcan detalles del nuevo modelo de negocio con el que la SCT intenta rescatar al transporte público en Villahermosa, los socios Transbus advierten irregularidades y malos manejos para beneficiar intereses externos.

Ante el quiebre de la empresa Transbus, a finales del año pasado el titular de la SCT, Agustín Silva Vidal, anunció el desarrollo de un proyecto con la participación de la iniciativa privada, y en febrero de este año, el subsecretario Alipio Ovando confirmó extraoficialmente a ADO como la empresa que se quedaría con el 51 por ciento de las acciones y dividendos.

 

PREPARAN AMPAROS

De acuerdo a Roberto Estrada Sánchez, abogado y transportista, el 80 por ciento de los socios están en desacuerdo que una empresa externa o foránea como ADO, controle la explotación del servicio de transporte que por ley les corresponde.

Adelantó que esperarán el momento en el que la SCT ponga en marcha el nuevo proyecto para presentar amparos ante un juez federal, reclamando la devolución de sus placas y el pago de dividendos que se les adeuda por más de dos años.

Solicitó a Agustín Silva Vidal, se respete la minuta de creación de Transbus, donde se establece que en caso de quiebra o disolución de la empresa, sean devueltas placas y concesiones a transportistas.

 

DENUNCIAN NEGOCIO TURBIO

En entrevista con Revista Grilla, Estrada Sánchez alertó sobre el ‘negocio turbio’ que estarían tramando la SCT y ADO, pues a la fecha no se ha establecido una mesa de trabajo para explicar a los socios las condiciones en las que se va a disolver Transbus y cómo pagarán los pasivos que tiene la empresa.

Dijo a Grilla que versiones de fuentes internas de la dependencia que encabeza Agustín Silva, aseguran que la SCT está proponiendo el contrato de empresas asociadas a ADO, a través de las cuales manejarán los fideicomisos y podrán sacar recursos para beneficiar a empresarios y funcionarios de gobierno.

“Están pensando contratar empresas asociadas a ADO por donde se va a meter el dinero del fideicomiso y donde se van a llevar la lana”, advirtió.

El abogado agregó que en el caso de la operación del servicio, tampoco están considerando las diferentes variables, como el fracaso de la empresa ADO en Guadalajara, Monterrey, Puebla y Estado de México, al ser una empresa de servicio coordinado con itinerarios largos y no un proveedor de servicios de alta frecuencia.

Para cubrir la demanda de servicio, ADO tendría que realizar una inversión de 650 millones para la adquisición de 232 autobuses con valor aproximado en el mercado de 2 millones 800 mil pesos, unidades que por sus dimensiones no son adecuadas para la urbe de Villahermosa; además que el incremento en los gastos de operación de estas unidades impactará en el costo del pasaje.

“El riesgo es para ADO porque podría perder su inversión, ya que nosotros vamos a demandar”, consideró.

                                    

CONCESIONES DEBEN BLINDARSE

Sobre el tema, el líder actual del Consejo de Administración de Transbus TUIV (corredor Universidad-Bicentenario) José Luis Montoya López, señaló que si bien un nuevo modelo de negocio es de vital importancia, las autoridades de Transporte deberán garantizar jurídicamente el patrimonio de los socios.

El también regidor aseguró que aceptarán el proyecto, siempre y cuando sea claro, se blinden jurídicamente las concesiones de los socios, las empresas inversionistas tengan el soporte financiero adecuado y la SCT se comprometa a corregir todos los factores colaterales que dañaron al Transbus.

Confirmó que en equivalencia financiera Transbus TUIV también está en quiebra y sobrevive gracias al apoyo del gobierno a través del fideicomiso, recursos que se ocupan para el pago de nómina, gasolina y para solventar deudas de operación de las unidades.

Actualmente tienen 10 meses sin cubrir los dividendos de los 417 accionistas (4 mil pesos mensuales por cada uno), con un déficit que ya supera los 16 millones de pesos.

 

 

‘SE ACOSTUMBRARON A VIVIR DEL PRESUPUESTO’: José Antonio De la Vega, ex secretario de SCT

“El modelo del Transbus se agotó por la corrupción que hubo durante muchos años desde su creación; entonces lo que vemos ahora es que esas empresas se acostumbraron a vivir del presupuesto público, el gobierno les pagaba vía la SCT la nómina de los choferes y la administrativa, el diesel, la renta del patio de encierro, las oficinas… en fin, era un sistema en el que prácticamente ellos no pagaban nada y los ingresos se los llevaban los líderes. Ahí están las historias de muchos que se enriquecieron de manera impresionante”.

“El Gobierno del Estado, por conducto de la SCT, tiene la obligación de resolver ese problema, si la empresa ya no lo puede resolver porque no tiene capacidad financiera, no tiene liquidez para adquirir más autobuses para volver a prestar el servicio en las condiciones establecidas en su concesión, entonces ahora el gobierno tiene que buscar una salida”.

“La SCT debe garantizar que quienes ganen esas concesiones, en un proceso de transparente lleven a cabo la modernización real del sistema de transporte”.

“Si participa una empresa u otra que acrediten experiencia y que pueden hacerse cargo de la responsabilidad, y si el modelo de negocios incluye a los viejos concesionarios como socios, garantizando la vigilancia de operación, pero que la operación sea a través de quienes tienen la real experiencia y capacidad para prestar el servicio a una ciudadanía cada vez más exigente que quiere un transporte seguro, limpio y barato”.

 

‘ABANDONARON EL TRANSBUS’: Adrián Hernández Balboa, ex secretario de SCT

“Es mentira que el sistema Transbus haya nacido mal. Ahorita no va a funcionar si hay 100 autobuses que quemaron y sigue la impunidad, ¿por qué no han metido a la cárcel a nadie y no han dicho nada de esas investigaciones? El sistema se deterioró; no hubo mantenimiento, no se puso en orden a los directivos, no se generó una estrategia de renovación del parque vehicular, no se dio la capacitación a los choferes, no se hizo un esquema para generar un transporte que tenga la prioridad como es en todo el mundo. No ha habido un solo peso en infraestructura en este gobierno para ampliar estos corredores, ni para ampliar estas vías donde el que tenga la prioridad sea el transporte público”.

 

“Hoy aparece otro tema mucho más grave, intentan desaparecer esta empresa y se le entregue a una sola, van a remplazar a los empresarios tabasqueños del transporte, porque van a meter a una empresa diferente y única. Esto no solamente afectaría a los transportistas, sino también afectaría gravemente a los usuarios del transporte público, porque no tengo la menor duda que en el momento en que se le concesione a una sola empresa, lo que harán es subirle el precio al pasaje y afectará el bolsillo de los usuarios”.

“Hay molestia por parte de algunas uniones y concesionarios de que se está favoreciendo al ADO, dejan entrever un negocio al cederle todo”.

“Yo denuncio desde el día de primero que se desplacen a tantos empresarios tabasqueños, pero lo más grave sería que una vez que se llegue a darle a otra empresa, lo primero que hagan es subirle el precio al transporte público a los que menos tienen en Tabasco”.