martes, 24 noviembre, 2020
Home / OPINION / Resurge el “oro verde”

Resurge el “oro verde”

 

MESA DE NEGOCIOS

Dicen los que saben que en tiempos difíciles, como los que actualmente padece Tabasco, es cuando más hay que recurrir al ingenio y a la creatividad, como una regla de oro para sentar las bases y superar la crítica situación en el menor de los plazos posibles.

Algo de esto –creo- hace falta aplicar en Tabasco, aunque como reiteradamente lo ha venido diciendo Don David Gustavo Gutiérrez Ruiz, en el Edén no hay que inventar el hilo negro ni el agua tibia: simplemente hay que regresar al campo; sector que hasta antes de la explotación del petróleo representó la gran fortaleza de la economía estatal.
En ese sentido, hay que destacar que uno de los sectores que más contribuyó en aquellas épocas en el sector primario local, fue el plátano, el denominado “oro verde”, que desde siempre ha estado ahí, sigue ahí y lo seguirá estando, generando miles de empleos para los tabasqueños, precisamente para los que más necesitan.
Y es que fíjese Usted que, de acuerdo con estadísticas de la Sagarpa, la producción de plátano “Hecho en México” aumentó 7% durante el año pasado  respecto de 2015, al registrar un volumen superior a los 2 millones 419 mil toneladas, cosecha que en los últimos cuatro años refleja un repunte del 12.9% o 270 mil toneladas más, frente a lo obtenido en el año 2013.

Dicho volumen del fruto que se exporta a un total de 34 países del mundo, se obtuvo en 2016 en un total de 78 mil 600 hectáreas bananeras establecidas en 16 entidades de la República Mexicana: Campeche, Colima, Chiapas, Guerrero, Hidalgo, Jalisco, México, Michoacán, Morelos, Nayarit, Oaxaca, Puebla, Quintana Roo, Tabasco, Veracruz y Yucatán.

Los estados que más plátano producen son: Chiapas, Tabasco, Veracruz, Jalisco y Colima, con una cosecha conjunta estimada en 2 millones 45 mil toneladas en 2016, lo que significa 84.5% del volumen nacional registrado.

El líder es Chiapas, con 708 mil toneladas o 29.3% del total contabilizado en el país, seguido de nuestro querido Tabasco, con 601.7 mil toneladas o 24.9% del total nacional.

Veracruz produjo 322.6 mil toneladas; Jalisco, 217.5 y Colima 195.1 mil toneladas o –en conjunto- el 30.3% de lo obtenido en México en el más reciente ejercicio.

Los países que importan el banano mexicano –incluido el tabasqueño-, son liderados por Estados Unidos y Países Bajos, que compran el 78.7% del volumen total que se envía al exterior, seguidos de Reino Unido, España, Japón, Rusia, Corea del Sur, Albania, Túnez, Singapur, Nueva Zelanda, Portugal, Hong Kong, Bélgica, Italia, Canadá, Alemania, Irlanda, Lituania, Turquía e inclusive el vecino Guatemala, entre otros.

Ahí tenemos pues, en el campo, una de las opciones más rápidas y de efectividad probada, para trabajar e ir sacando a Tabasco del hoyo económico en que hoy se encuentra, tras haber sido duramente golpeado por uno de los tesoros más codiciados del mundo: el “oro negro”.

 

Con la camiseta bien puesta

 

Y si de sectores estratégicos hablamos, ahí tiene Usted también al turístico, bastante bien representado por el hotelero, gremio que a través de su Asociación acaba de anunciar la próxima contratación de cerca de un millar de colaboradores, a raíz de la expectativa de mejores tiempos en materia de ocupación.
En este sector actualmente participan poco más de 450 empresas de hospedaje, que ofertan un total de 12 mil habitaciones y que sostienen una planta laboral de alrededor de 7 mil trabajadores –en 2015 eran 10 mil-; durante el año pasado la actividad cerró con una ocupación promedio del 45%, índice que la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles (AMHM) confía en elevar en 10 puntos porcentuales durante 2017, para alcanzar la tasa promedio nacional del 55%.
El sector, cheque Usted el dato, ya reactivó proyectos que el año pasado había pospuesto a raíz de las crisis económica local.

 

*Periodista especializado en temas económicos con más de 20 años de experiencia en el sector