miércoles, 28 octubre, 2020
Home / TABASCO / ZAMARREA ADÁN JALAPA
María Asunción Silván Méndez y todo el cabildo aceptó separarse del cargo tras un conflicto por acusaciones de nepotismo y malos manejos en la alcaldía.

ZAMARREA ADÁN JALAPA

El presunto desvío de recursos, nepotismo, la ilegal destitución de regidores y otros actos de co­rrupción, tumbaron a la alcaldesa de Jalapa, Asunción Silván Mén­dez, quien decidió renunciar al cargo, junto con la mayoría de los regidores, tratando de evitar la justicia.

Sin precisar los motivos espe­cíficos que la llevaron a presentar su renuncia al cargo, la alcaldesa y otros 11 regidores propietarios, así como nueve suplentes, en­viaron ayer al Congreso local, un escrito en el que notifican su se­paración del cargo.

No obstante, en febrero del 2019, Asunción Silván Méndez fue acusada de nepotismo, por te­ner en nómina a su esposo Héc­tor Cámara Priego como asesor, su tío José Silván Bastiani como Inspector de Reglamento; su tío Jesús Cruz de la Cruz, como se­cretario particular.

Asimismo, su tío José Man­zur Pérez, figuraba como jefe de Taller Municipal; su primo Jo­sé Andrade Cámara, director del Catastro; su primo José Andrade Peláez, como jefe de compras; su sobrino Eliud Méndez Priego, co­mo inspector de Reglamento y su primo hermano Rafael Cornelio Cá­mara, como subdirector de Protec­ción Ambiental.

En mayo de 2020, delegados mu­nicipales de Jalapa, acusaron a Silván Méndez de presuntos actos de co­rrupción por el desvío de 300 millo­nes de pesos para distintas obras que no se ejecutaron.

DESAPARECEN PODERES

Ayer mismo, el gobernador, Adán Agusto López Hernández, envió un exhorto al Congreso, solicitando, la desaparición del Ayuntamiento, lo que podría derivar en la instalación de un Consejo Municipal, ante la re­nuncia de los regidores y para no caer en ingobernabilidad.

“En mi carácter de titular del Po­der Ejecutivo tengo la facultad para realizar la petición de desaparición del Ayuntamiento mediante el proce­dimiento establecido en la norma, sin embargo, con las renuncias presen­tadas, las cuales solicito que confor­me al ámbito de su competencia sean calificadas como graves, he optado porque sea este Congreso quien con plena autonomía resuelva lo que en derecho proceda”, señala el exhorto.

En su escrito el gobernador, reveló que la alcaldesa violó la constitución local y federal, al destituir la semana pasada a cuatro regidores por orden de la Contraloría Municipal, siendo facultad exclusiva del Congreso y se­rá la Comisión de Gobernación la que analice la solicitud del Ejecutivo.